• Tratamientos Corporales/
  • El cuidado de senos debe basarse en el fortalecimiento de la musculatura pectoral, ya que es uno de los órganos de más difícil recuperación.

    Cuando los músculos de suspensión están atrofiados no pueden sostener erguidos los senos siendo prácticamente inútil cualquier terapia natural, masajes, ejercicios, cosméticos, etc. Para conservar esta musculatura en perfecto estado es conveniente hidratarla cada día y nutrirla con una mascarilla una vez por semana y compaginarlo con tratamientos de shock.

    Las atenciones regulares pueden prevenir su flacidez prematura. Es decir, es posible fortalecer el tejido conjuntivo en senos cuando aún son jóvenes, y mejorar la piel a cualquier edad. Condición imprescindible para obtener resultados visibles es la constancia.  Se puede complementar con un tratamiento a base de hipertermia usando el indiba.

    BustoColumna